Home / Justificación / El gran descubrimiento

El gran descubrimiento

¿Cuál era el quid de su ‘redescubrimiento del Evangelio’?

Lutero:

La carta de Pablo a los Romanos me conmocionó y sentí una gran necesidad de entenderla. Pero no lo conseguía, porque el primer capítulo de la carta dice algo que me desagradaba: ‘en el evangelio, la justicia de Dios se revela por fe y para fe’. Me molestaba mucho esa palabra ‘justicia’, porque me pensaba que significaba que obtendrías lo que te merecías, es decir, que Dios castiga a los pecadores (como yo mismo). Así es también como muchos eruditos explican esa palabra; justicia es que recibes lo que te mereces. Me atasqué y pasé día y noche pensando sobre aquello.

Hasta que mediante la gracia de Dios miré el contexto. La carta dice también que la justicia de Dios se revela en el evangelio y que por ello el justo vivirá por y para la fe. Entonces comprendí que la justicia de Dios no significa que recibes lo que te mereces, sino que recibes justamente lo que no te mereces. La justicia de Dios no consiste en que castiga a pecadores, sino que los hace justos, por medio de la fe. Cuando entendí eso fue como si hubiera vuelto a nacer. ¡Ahora veía toda la Biblia de manera diferente! Mientras que antes la palabra me molestaba enormemente ahora me encanta. Para mi este versículo de Pablo se ha convertido en la puerta hacía el paraíso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *